martes, 5 de junio de 2007

Recomendación literaria: EL DIA DE LOS TRÍFIDOS


Cubierta de la primera edición.


La escena: Un hombre despierta en un hospital vacío, todas las personas han desaparecido y aparentemente la ciudad de Londres se encuentra desierta... ¿Suena familiar?; probablemente los cinéfilos identifiquen esta escena con 28 Days Later (Exterminio) de Danny Boyle. Sin embargo yo me estoy refiriendo a una de las obras clave de la literatura de Ciencia Ficción: me refiero a El Día de los Trífidos de John Wyndham.

Escrito en primera persona, en éste libro Wyndham explora un tema que actualmente está de moda y que, creo, constituye un temor bien fundamentado: el miedo al fin de la civilización tal y como la conocemos como consecuencia de una catástrofe global. Si bien en el libro se habla de las probables consecuencias de la guerra fría, la carrera armamentista y la creación de armas químicas y biológicas (fue escrito en 1951), muchas de estas cuestiones han regresado (probablemente nunca desaparecieron) para acecharnos, salvo por la guerra fría...

La historia se centra en Bill Masen químico biólogo y sus avatares desde que despierta en un hospital londinese para descubrir que la población de la ciudad, del país y quizá de todo el mundo se ha quedado ciega y que ahora los trífidos tienen amplia ventaja sobre los seres humanos para destronarlos de la cima de la cadena alimenticia. Los trífidos son una especie de híbridos vegetales, supuestamente creados por un científico soviético a partir de experimentos genéticos, múy útiles para el hombre a causa de su valioso aceite. También son capaces de desenterrar sus raices y andar sobre tres "patas", poseen una especie de látigo retráctil con un agujón venenoso en la punta. Como cualquier planta, se alimentan a través de sus raíces, pero de vez en cuando disfrutan de un buen plato de carne en descomposición y, tal vez, su cualidad más especial y a la vez más atemorizante es que al parecer poseen una inteligenia rudimentaria y son capaces de "oir" y comunicarse entre sí.

Está por demás decir que una planta que no ve y que tiene sus demás sentidos muy bien desarrollados tiene mucha ventaja sobre alguien que acaba de quedarse ciego y que se ve imposibilitado para encontrar refugio o comida. Es así que el ser humano se convierte en una presa fácil para el trífido, el cual comienza su meteórico ascenso como la especie dominante del planeta, mientras la civilización comienza a decaer lentamente.

A lo largo del libro Bill descubrirá que no es el único que ha conservado el sentido de la vista. Hay otros sobrevivientes a la catástrofe y deberá mantenerse unido a ellos para sobrevivir a la amenaza creciente de los trífidos y a ciertos grupos paramilitares que planean tomar el control valiéndose de la situación tan desesperante en la que se encuentra el protagonista (otra tématica prestada a 28 Days Later).

Creo que una de las cosas más valiosas de éste libro es la manera en como John Wyndham hace una descripción de las emociones humanas ante una situación de emerciencia, desde los temores infantiles más ocultos en el inconsciente, la soledad, la impotencia, el instinto de supervivencia, la necesidad de amar y ser amado, la esperanza por un futuro incierto y el miedo a perder lo poco que se tiene. Una muy buena recomendación para leer, ya sea que se trate de un amante del género, o para alguien que lo desconoce totalmente.



WYNDHAM, John. El Día de los Trífidos. Ed. Minotauro. Barcelona, España, 1991. ISBN 84-450-7046-0.

¡Encontré éste libro en la Librería del Sótano, de Miguel Angel de Quevedo!
Como datos adicionales, se han hecho versiones cinematográficas y televisivas de éste clásico de la literatura de ciencia ficción. En el 62 se filmó una producción británica que se tomaba muchas libertades en cuanto al escrito original. La versión para la TV hecha por la BBC en 1981 resulta una adaptación extremadamente fiel. Fue programada como una serie de 6 capítulos y actualmente esta disponible en DVD en el sitio Amazon.com, lamentablemente en región 2. En 2001 se público una secuela llamada La Noche de los Trífidos, escrtita por Simon Clark, la cual posee mucho del espíritu del original de Wyndham.

No hay comentarios: